14 de junio Día Mundial del Donante de Sangre

La sangre segura salva vidas

Como cada año, el Día Mundial del Donante de Sangre se celebrará en todo el mundo el 14 de junio. Este evento sirve para dar las gracias a los donantes voluntarios no remunerados por un regalo que permite salvar vidas, así como para concienciar de la necesidad de hacer donaciones regulares para tener acceso oportuno y asequible a sangre y productos sanguíneos seguros y de calidad, como parte integral de la cobertura sanitaria universal y componente fundamental de los sistemas de salud eficaces.

Tema de la campaña
Este año, el tema de la campaña del Día Mundial del Donante de Sangre es «La sangre segura salva vidas», y su eslogan es «Dona sangre y contribuye a mejorar la salud en el mundo». La idea es centrarse en la contribución que un donante individual puede hacer para mejorar la salud de los demás miembros de la comunidad. Las donaciones de sangre son necesarias en todo el mundo para garantizar que las personas y comunidades tengan acceso a sangre y productos sanguíneos seguros y de calidad, tanto en situaciones normales como de emergencia. A través de la campaña, hacemos un llamamiento a un mayor número de personas de todo el mundo para que salven vidas donando sangre de manera voluntaria y regular.

Los objetivos de la campaña de este año son:

homenajear y agradecer a los donantes de sangre y alentar a quienes todavía no han donado a que lo hagan;
destacar que es necesario comprometerse a donar durante todo el año si se quiere mantener un suministro suficiente y lograr el acceso universal y oportuno a transfusiones de sangre segura;
centrar la atención en la contribución que los donantes hacen a toda la comunidad como factor esencial para mejorar la salud pública;
demostrar la necesidad del acceso universal a transfusiones de sangre segura y promover su función en la prestación de una atención de salud eficaz y en la consecución del objetivo de la cobertura sanitaria universal; movilizar apoyo a escala nacional, regional y mundial entre los gobiernos y los asociados para el desarrollo para reforzar, sostener e invertir en programas nacionales de sangre.

 

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar y mejorar tu experiencia de navegación. Al continuar navegando, entendemos que aceptas su uso. Más información:Política de privacidad.

  Acepto cookies de este sitio.
Directiva Europea sobre privacidad y comunicaciones electrónicas